fbpx

Gamificación en la empresa

La gamificación en el mundo empresarial es una herramienta que sin duda está ganando un gran protagonismo en los últimos años. Introducir dinámicas que favorezcan la ludificación para lograr mejores resultados a distintos niveles es una de las formas de fidelización de clientes más potentes a día de hoy. Además, la gamificación en la empresa no solo es útil para los clientes sino también a nivel interno con los empleados de la empresa. Todo se basa en un enfoque creativo y divertido que mejora los resultados empresariales.

Empresa gamificación diversion

¿Qué se entiende por gamificación en la empresa?

Si bien es un concepto que para amplios sectores de directivos y altos cargos empresariales es un auténtico descubrimiento, para muchos otros es un concepto bastante desconocido. La gamificación se puede definir como el uso de mecanismos que a través del juego y del logro de objetivos permiten involucrar a los clientes promoviendo el aprendizaje y la resolución de problemas.

En cualquier caso es a día de hoy un concepto que está en permanente formación al tratarse de un sector relativamente reciente y que sigue incorporando innovaciones de forma paulatina. La gamificación es una de las principales tendencias en la gestión empresarial para lograr también una mayor implicación de los empleados a través de la diversión y el juego. Esto, a su vez, fomenta la capacitación del capital humano de la empresa.

superación empresa gamificacionPor ello no resulta nada raro que cada vez más empresas usen la gamificación para crear un ambiente laboral motivador y menos tenso a la vez que se fomenta la productividad de los trabajadores. Esto tiene una incidencia final en la rentabilidad de la propia empresa, por lo que todos los partícipes se benefician de esta herramienta.

Principales objetivos

La gamificación puede ser usada de diferentes formas para lograr objetivos distintos. Es por ello por lo que existe una amplia variedad de opciones para fomentar un aspecto u otro de la empresa. Aunque podría citarse decenas de objetivos para los que la gamificación es usada en la actualidad en cualquier negocio, sin duda los que se muestran a continuación son los más importantes:

Engagement

El engagement es uno de los objetivos fundamentales de la gamificación en la empresa. Lograr aportar valor a los clientes de la empresa permite conseguir una mayor fidelización y un mayor sentimiento favorable hacia la marca. Esto es realmente útil para crear relaciones sólidas y duraderas con los clientes y con ello lograr una comunidad de usuarios cada vez más grande.

Branding

Usar la gamificación dentro de una estrategia de marketing es otro de los principales objetivos en el ámbito empresarial. Crear o mejorar la imagen de una marca o empresa en el mundo digital requiere de un esfuerzo para diferenciarse de la competencia y para hacer que los consumidores y usuarios se sientan atraídos por la marca. Es a través de una estrategia de branding en la que la gamificación esté presente una de las mejores vías para incrementar la notoriedad, la popularidad y el conocimiento de una marca entre los usuarios de la red.

Crecimiento de las ventas

Una mejora en el engagement y en el branding tiene como objetivo común un incremento en las ventas de la empresa. El uso de la gamificación trae consigo un mayor interés por los usuarios de continuar alcanzando ciertos objetivos o metas en el serious game y con ello permanecen más tiempo adquiriendo los servicios o productos de la empresa. Esto está demostrando que tiene un efecto directo en el incremento de la rentabilidad empresarial debido a un mayor volumen de ventas producido por compras continuadas de los clientes ya fidelizados gracias a la gamificación pero también a la atracción de nuevos clientes que llegan entusiasmados por el sistema.

branding gamificacion

Ventajas y beneficios de la gamificación en la empresa

La gamificación ofrece diferentes soluciones a las empresas que permite a éstas lograr un buen número de ventajas. Es algo que influye no solo a nivel externo con los clientes sino también en la comunicación interna de los empleados de la empresa. Las principales ventajas de la gamificación son las que se muestras a continuación:

Mejora del clima laboral

A nivel interno la gamificación puede resultar realmente beneficiosa para mejorar el clima laboral y el ambiente de trabajo. El uso de la gamificación fomenta una mayor cohesión entre los diferentes trabajadores y departamentos y esto tiene su influencia directa en una mejor coordinación de las labores propias de su puesto de trabajo.

Reputación e imagen más positivas

El uso de la gamificación con los clientes o a nivel interno con los trabajadores permite a la empresa labrarse una mejor imagen de marca y una reputación más positiva. Los clientes perciben a una empresa innovadora que se preocupa por sus intereses y que fomenta la diversión y los trabajadores perciben un verdadero interés de la organización por mejorar el clima de trabajo.

empresa equipo gamificacion

Fomento de la interacción y la participación

La gamificación tiene como resultado un incremento de la participación y la interacción entre la empresa y el colectivo al que esté dirigida la misma. Esto permite una comunicación más fluida que permite a la empresa obtener un feedback continuo de su situación y de su imagen y además es muy interesante para lograr detectar problemas mucho antes que por cualquier otro método.

Más clientes y más ventas por cliente

Tal y como hemos visto antes a través de una mayor interacción con los clientes, una mejora de la imagen de marca y un mayor engagement se pueden mejorar de forma notable los resultados empresariales en poco tiempo. La gamificación bien ejecutada puede suponer una auténtica revolución empresarial y sin duda es una oportunidad que puede cambiar el rumbo de cualquier empresa orientándola hacia el éxito. Los clientes incrementan sus compras a lo largo del tiempo y además se atraen nuevos clientes seducidos por la gamificación.

gran empresa gamificacion

Como se puede observar, la gamificación en el entorno empresarial supone un antes y un después desde diferentes puntos de vista, tanto a nivel de marketing como de rentabilidad y también a nivel interno como herramienta útil para mejorar el clima laboral.

Deja un comentario